A/A: Directora de RRHH de la AEAT
Dª Marta Somarriba Victoria
Estimada Directora,
Hemos tenido conocimiento de que, desde su Departamento, se ha dado la instrucción de denegar, a aquellos trabajadores cuya modalidad de trabajo es la de 4 días de teletrabajo y 1 día presencial, el disfrute de días de libre disposición o de vacaciones, en el día de presencia física en los centros de trabajo.
Debemos recordar, que, tras las restrictivas notas emitidas por los distintos Departamentos, básicamente vienen disfrutando de esta modalidad de teletrabajo, quienes tienen algún tipo de necesidad de conciliación o son personal vulnerable.
Los trabajadores que solicitan el disfrute de uno de los permisos que contempla el Estatuto de los Empleados Públicos en el día que deben desempeñar trabajo presencial, no lo hacen por capricho.
Desde UGT, entendemos que se pueden dar circunstancias que obliguen a denegar estos permisos, pues cuando un trabajador en estas circunstancias debe por ejemplo cubrir un turno de trabajo presencial, no es justo que se cargue en mayor medida de la que ya se está haciendo al resto de sus compañeros. Pero para esto, ya existen las llamadas “necesidades del servicio”, que deben estar debidamente motivadas en cada caso.
No podemos permitir, que sea el ego de los superiores jerárquicos, así como su malsana necesidad de control sobre los trabajadores que se encuentran a su cargo, lo que determine el derecho o no, de un trabajador, a disfrutar de sus días de permiso. Alguien debería recordarles que, quien desarrolla sus funciones a través del teletrabajo, realiza un trabajo igual que si lo hiciera en un centro de trabajo físico, con igual o mayor productividad, tal como ha quedado acreditado a lo largo de los meses de confinamiento.
Es por todo lo anterior, desde la responsabilidad social que nos asiste, que desde UGT solicitamos se convoque con la mayor urgencia una mesa de diálogo enmarcada en el Acuerdo de Calendario Laboral, para que, desde la unanimidad, podamos adaptarlo a los nuevos retos que la llamada “nueva normalidad” nos ha traído.
La Agencia Tributaria tiene una especial responsabilidad, tanto con la sociedad como con sus trabajadores, y tiene la obligación moral de ver más allá de las circunstancias actuales. Se presenta imprescindible el consenso social en el seno de la AEAT, si queremos afrontar con garantías tanto la “nueva normalidad” como lo que está por venir.
Atentamente,
Antonio García Soto
Responsable Estatal de la UGT-AEAT
Podéis consultar en este enlace el texto completo presentado por registro.