UGT lleva varios años reclamando la entrega de los informes de las operaciones anuales obligatorias de mantenimiento AUDITORÍA DE LA CALIDAD DEL AIRE INTERIOR y REVISIÓN DE LOS CONDUCTOS DE CLIMATIZACIÓN de los edificios de la AEAT, habiendo reclamado al Director General de la Agencia Estatal de Administración Tributaria la realización y entrega de estos informes en todos los centros de trabajo para garantizar la existencia de una adecuada calidad del aire interior que respiran los trabajadores en sus puestos de trabajo (RGE446019962022 – 8042022).

A pesar de los reiterados escritos presentados por nuestro sindicato la Dirección de la AEAT se niega a facilitarnos los informes de las operaciones anuales obligatorias de mantenimiento de las instalaciones térmicas, Auditorías de la Calidad del Aire Interior y revisión de los conductos de climatización, de la mayoría de las Delegaciones Especiales de la AEAT. Un claro ejemplo es el caso de los edificios de la AEAT de Madrid (Delegación Especial y Servicios Centrales) de los que no tenemos constancia de que se estén realizando las Auditorías de Calidad del Aire Interior y la revisión de los conductos de climatización ya que hasta la fecha nunca se nos ha entregado una copia de los informes realizados al respecto a pesar de haberlos solicitado en reiteradas ocasiones (RGE/44102218/2022 – 18/04/2022),

Respecto a las realizadas en el año 2021 solo se nos han facilitado las de la Delegación Especial de la AEAT de Cataluña que está obligada a su entrega tras las denuncias presentadas por UGT ante la Inspección de Trabajo y al Departamento de Industria de la Generalitat de Cataluña y que nos pueden servir a modo de ejemplo para ver los problemas existentes en los edificios que la AEAT dispone en todo el Estado.

Los resultados de los informes realizados por la empresa especializada contratada para llevar a término estas Auditorías de la Calidad del Aire Interior de los edificios que dispone la AEAT en Cataluña ponen de manifiesto que la mayoría de edificios de la AEAT no cumplen con la normativa vigente, existiendo en el aire interior que respiran los trabajadores de la AEAT elevadas concentraciones de partículas en suspensión de distinto tamaño (PM 2,5, 0,5 µ y 5 µ), flora microbiológica (bacterias y hongos), así como partículas y microorganismos en la superficie de los conductos de climatización.

Hay que tener en cuenta que la existencia de una mala calidad del aire interior está asociada a diversas patologías, entre las que destacan asma, alergias, rinitis y dermatitis, pudiendo provocar los siguientes síntomas:

  • En la zona ocular: sequedad, picor o escozor, lagrimeo y enrojecimiento.
  • En las vías respiratorias altas (nariz y garganta): sequedad, picor o escozor, congestión nasal, goteo nasal, estornudos, epistaxis, dolor de garganta.
  • En los pulmones: opresión torácica, sensación de ahogo, sibilancias, tos seca, bronquitis.
  • En la piel: enrojecimiento, sequedad, picor generalizado y localizado.
  • En términos generales: cefaleas, debilidad, somnolencia, dificultad para concentrarse, irritabilidad, ansiedad, náuseas, mareos.

Si un trabajador presenta alguno de estos síntomas o padece alguna patología que podría estar relacionada con la calidad del aire interior, se debería estudiar su posible origen laboral. De aquí, la importancia, de que se realicen estudios epidemiológicos de las enfermedades que pueden padecer los trabajadores de la AEAT relacionados con la calidad del aire interior de los edificios donde tenemos nuestro puesto de trabajo, tal y como ha reclamado UGT a la Dirección de la Agencia Estatal Tributaria (RGE/84502135/2022).

Algunos de los parámetros a estudiar relacionados con la calidad del aire interior de los edificios de la AEAT y que en caso de superar los valores límites establecidos pueden llegar a afectar a la salud de los trabajadores que tienen sus puestos de trabajo en éstos, son los siguientes:

PARTÍCULAS EN SUSPENSIÓN PM 2,5 Y 5µ

Las partículas en suspensión PM 2,5 que respiramos en nuestros puestos de trabajo pueden llegar a nuestra tráquea y conductos bronquiales, por tanto, se pueden acumular en el sistema respiratorio y están asociadas, con numerosos efectos negativos sobre la salud, como el aumento de las enfermedades respiratorias y la disminución del funcionamiento pulmonar.

Las partículas de 5µ pueden introducirse en nuestro organismo por la nariz, garganta y tráquea.

EXISTENCIA DE BACTERIAS (AEROBIOS MESÓFILOS) Y HONGOS EN EL AIRE INTERIOR

Hay que tener en cuenta que las personas respiran un promedio de 14 m3  de aire por día y aunque el aire contiene partículas biológicas y microorganismos no patógenos frente a los cuales las personas hemos desarrollado tolerancia, el sistema inmune se activa constantemente debido a la exposición a estas cargas y en ocasiones promueve el progreso de enfermedades, dando paso a las formas subaguda y crónica, existiendo una gran variedad de enfermedades de etiología microbiana que no necesariamente se debe a la exposición a agentes patógenos reconocidos, sino a la exposición a cargas microbianas.

Así, por ejemplo, las enfermedades causadas por hongos presentes en el aire afectan principalmente los pulmones, pudiendo posteriormente afectar otros tejidos y causar una enfermedad sistémica.

MICROBIOLOGÍA EN LA SUPERFICIE DE LOS CONDUCTOS DE CLIMATIZACIÓN

Uno de los parámetros microbiológicos que se mide es el de la carga microbiana existente en los diferentes elementos de las instalaciones de climatización y/o ventilación, evaluando el grado y tipo de contaminación impulsada a través de los conductos, así como la depositada en el interior de éstos.

RENOVACIÓN AIRE INTERIOR: CONCENTRACIÓN CO2

Otro de los parámetros que se mide en las Auditorías de la Calidad del Aire Interior de los edificios es la concentración de CO2 existente que sirve para dar una idea de si hay una adecuada renovación del aire interior, no pudiendo exceder los 500 ppm entre el exterior y el interior de los edificios.

En todos los edificios de la AEAT de Cataluña en donde se han realizado las Auditorías de Calidad del Aire interior se observa que este resultado está dentro de los valores límites establecidos, aunque por parte de la empresa que ha realizado estos informes no se ha valorado que el aforo de los trabajadores en el momento de la toma de muestras era inferior al 100% rondando del 50% al 70% como máximo teniendo en cuenta que estas mediciones al parecer se han realizado durante el mes de diciembre del 2021 y primeros de enero del 2022 coincidiendo con las vacaciones navideñas y la reducción de los aforos por la 6ª ola COVID-19.

El hecho de que las tomas de muestras se lleven a término con una presencia reducida de trabajadores conlleva directamente la drástica reducción de la concentración del CO2 ya que éste es un gas que generamos las personas al respirar, por lo que a menos trabajadores es menor la concentración de CO2 existente, lo que no implica que haya una mejor renovación del aire interior.

Desde UGT hemos reclamado reiteradamente que se proceda a la medición del caudal de aire limpio por persona y hora, para comprobar si se cumple el mínimo establecido en el Reglamento de Instalaciones Térmicas (RITE) para oficinas que son 45 m3 por persona y hora.

Los datos de casos de contagios confirmados (situación 1) de COVID-19 de trabajadores de la AEAT viene a demostrar que estamos muy lejos de una situación de normalidad por lo que no debemos bajar la guardia en las medidas preventivas a adoptar para hacer frente al virus SARS-CoV2, como es el hecho de disponer de una adecuada calidad del aire interior para minimizar el riesgo de contagio, además de que se garantice la existencia de un caudal de aire limpio por persona y hora de 50 m3 tal y como establece el Plan de Actuación frente al SARS-CoV2 de la AEAT.

Mientras no se disponga de una adecuada calidad del aire interior de los edificios que garantice la seguridad y la salud de los trabajadores se debe proceder a reducir al máximo la presencia de éstos priorizando el teletrabajo frente al trabajo presencial.

A la vista de lo expuesto y teniendo en cuenta el riesgo al que están expuestos los trabajadores de la AEAT en el caso de que exista una mala calidad del aire interior en los edificios donde tienen ubicados sus puestos de trabajo y en especial por la posibilidad de contagio del virus SARS-CoV2, UGT ha solicitado mediante escrito al Director General de la Agencia Tributaria los siguientes puntos:

PRIMERO.- Se proceda a facilitarnos inmediatamente los informes de las Auditorías de Calidad del Aire Interior y la revisión de conductos de climatización realizados en el año 2021 a todos los edificios de la AEAT, indicando la fecha de realización de la visita de toma de muestras e informándonos también del % de trabajadores presentes en la fecha de la toma de muestras, dándonos al mismo tiempo una información detallada de las instalaciones térmicas existentes en cada edificio y efectuando la medición del caudal de aire limpio existente por persona y hora por parte de una empresa especializada.

SEGUNDO.-  Se proceda a la realización de los estudios epidemiológicos solicitados por UGT respecto a la posible existencia de enfermedades entre los trabajadores de la AEAT relacionadas con la calidad del aire interior de los edificios donde tienen sus puestos de trabajo.

TERCERO.- Se nos informe de las medidas que se van a adoptar para solucionar los problemas existentes relacionados con la calidad del aire interior de los edificios de la AEAT, así como las fechas previstas y personas responsables de su adopción.

CUARTO.- Se reduzca la presencia de los trabajadores de la AEAT en los edificios mientras no se garantice una adecuada calidad del aire interior, procediendo a priorizar el teletrabajo frente al trabajo presencial.

En el caso de que no se proceda con lo solicitado por los representantes de UGT, consideraremos que se está incumpliendo lo establecido en el artículo 14 de la Ley 31/1995 y se está poniendo en peligro la salud de los trabajadores de la AEAT, por lo que nos reservamos el derecho a acudir a la Autoridad Laboral o Judicial competente para presentar la correspondiente denuncia